¡Cambio de rodamientos!

¡Cambio de rodamientos!

Una impresora 3D es algo que no deja de sorprender la primera vez que la ves, te hipnotizan todos sus movimientos y te fascina verla materializar «tu dibujo» desde el principio hasta el fin.

Asombra ver cómo esa máquina es capaz de imprimir objetos en tres dimensiones totalmente personalizados, para ello, nuestro tipo de impresora solapa capas sucesivamente al igual que una manga pastelera derritiendo PLA (Ácido poliláctico), un plástico eco friendly.

Para que las capas sean lo más indetectables posible hay detrás horas de pruebas continuas de software, mecánica y materiales entre otros, es por eso que esta vez vamos a probar a mejorar y suavizar la impresión cambiando los viejos rodamientos por unos nuevos de cobre.

Así que manos a la obra porque… ¡allá vamos!